miércoles, abril 7

Valoración de Inmovilizados en curso - Segunda parte

Valoración de Inmovilizados en curso - Segunda parte
Como se ha comentado en el post anterior los inmovilizados en curso se valorarán inicialmente a su precio de adquisición más todos los gastos necesarios hasta su puesta en funcionamiento (activación de gastos). En este artículo vamos a concretar un poco más y trabajar algunas de las casuísticas que nos podemos encontrar.

 

Ejemplo: Se compra un edificio por un valor de 250.000€ no se puede utilizar puesto que no cumple las normativas locales para obtener la licencia de apertura. La licencia de obras supone un precio de 300€, las obras correspondientes 20.000€. Las instalaciones de luz son realizadas por el personal de la propia empresa suponiendo un 10% del total de sus nóminas. Todo al contado y el IVA no deducible está incluido en los precios. El valor total de las nóminas es de 30.000€

 



X



250.000

Construcciones en curso

á

Banco

250.000



X



300

Construcciones en curso

á

Banco

300



X



20.000

Construcciones en curso

á

Banco

2.000



X



3.000

Construcciones en curso

á

Trabajo realizado para inmovilizado en curso

3.000



X



273.300

Construcciones

á

Construcciones en curso

273.300



X



30.000

Sueldos y salarios

á

Banco

30.000

 

Mientras que los inmovilizados permanezcan en curso no podrán ser amortizados.

 

Una vez que el inmovilizado entre en funcionamiento no podrá aumentar el valor del bien salvo si los costes de renovación, ampliación o mejora que se les aplique suponen, con certeza, un aumento de su capacidad productiva o un alargamiento de su vida útil.

 

Hay que distinguir, en este punto, que gastos de recuperación o mantenimiento los hay de dos tipos:

  • Aquellas realizadas durante el ejercicio económico que se contabilizaría como gasto del periodo.

  • Aquellas que se realizarían periódica y previsiblemente de cuantía significativa, en este caso se trata de una provisión que se sumaría al valor del inmovilizado y se amortizaría de forma separada hasta la fecha de la revisión (norma de valoración 3ª). Cuando al adquirir un inmovilizado o posteriormente se entienda necesario unos costes de desmantelamientos, retiros o rehabilitación, se dotará una provisión por este concepto (143) “Provisión por desmantelamiento, retiro o rehabilitación del inmovilizado” (pasivo) con cargo a la cuenta del bien que corresponda y valorándolo al valor actual de las obligaciones asumidas. El valor inicial de la provisión se imputa a resultado a través de la amortización aún cuando forme parte de un inmovilizado no amortizable como es el terreno. Además, las actualizaciones posteriores por cambios en la estimación de dicha provisión se incorporarán al valor del inmovilizado.

     

    Ejemplo: La empresa adquiere una maquinaria por 12.000€, con vida útil 20 años. Se conoce que transcurrido 10 años de utilización de la máquina será necesario llamar a una empresa especializada para la rehabilitación de la máquina lo que se estima que supondrá un gasto de 5.000€, valorado a coste actual, para la empresa.

     



X



17.000

Maquinaria

á

Banco

12.000




Provisiones de desmantelamiento, rehabilitación o retiro

5.000



X



1.100

AIM

á

AAIM

1100

Amortización de la maquinaria = (12.000 – 0) / 20 = 600€

Amortización del valor de la provisión = (5.000) / 10 = 500€

Total amortización = 1.100

 

Tal vez te interese: 

Amortización Contable-Registro y Definición - Vídeo Explicativo 

Excel de la Cuenta de Pérdidas y Ganancias Abreviada

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu aportación, siempre desde el respeto, la tolerancia y el buen gusto