martes, febrero 26

Valoración inicial en las Permutas de Inmovilizados

valoracion-inicial-de-permutas-de-inmovilizados
Un inmovilizado también se puede adquirir mediante una permuta (intercambio de bienes). A efectos contables, y según el PGC, se entiende que un elemento del inmovilizado material se adquiere por permuta cuando se recibe a cambio de la entrega de activos no monetarios o de combinación de estos con activos monetarios.
Para determinar el valor inicial de los bienes permutados, hay que distinguir, según la norma número 2 en su apartado 1.3 de la segunda parte del actual PGC, entre dos tipos de permutas comercial o no comercial.
Se entiende que una permuta es comercial si:
  1. La configuración de los flujos de efectivos de los inmovilizados permutados es diferente, es decir los flujos de caja originados por el nuevo bien cambian significativamente.
  2. Se ve modificado los flujos de efectivos, después de impuestos, de las actividades de la empresa afectadas por la permuta.
  3. El valor, subjetivo, del bien recibido es mayor que el del entregado, convirtiéndose por tanto este último en un medio de pago.
En el caso de las permutas comerciales el valor inicial del inmovilizado recibido será por el valor razonable del activo entregado, salvo que tengamos mejor evidencia del valor razonable del activo recibido y con el limite de éste último. Siendo posible que surjan tanto pérdidas como beneficios como consecuencia de la operación.

Valor inicial del bien recibido = mínimo (Valor razonable del bien entregado +/- contraprestación monetaria; Valor razonable del bien recibido) 
Se entiende que una permuta es no comercial cuando no cumpla los requisitos mencionados para la permuta comercial.
En las permutas no comerciales el valor inicial del activo recibido será el valor contable (valor en libros) del entregado con el límite del valor razonable del bien entregado. No siendo posible que surjan beneficios contables en este caso.

Valor inicial del bien recibido = mínimo (Valor en libros del entregado +/- contraprestación monetaria; Valor razonable del bien recibido)

martes, febrero 19

Valoración de Inmovilizados en Curso

valoracion-inmovilizado-en-curso
Los inmovilizados son activos no corrientes. Son bienes propiedad de la empresa que permanecerán en ella durante más de un año.
Los inmovilizados materiales pertenecen al subgrupo 21 del cuadro de cuentas y es en la segunda norma de registro y valoración (en la segunda parte del PGC) donde se explica su tratamiento contable.
Se entiende que si al adquirir el inmovilizado no puede ser aún utilizado se trata de un Inmovilizado en Curso.
En este artículo nos centramos concretamente en la valoración inicial de un inmovilizado en curso.
Los inmovilizados en su valoración inicial (norma 2º, 1.1) se contabilizan a su precio de adquisición o coste de producción más todos los gastos necesarios hasta su puesta en funcionamiento (a esto se le denomina activación de gastos).
Para aquellos inmovilizados en curso que necesiten más de un año para su puesta en funcionamiento, en el precio se incluirán los intereses intercalarios, es decir, aquellos gastos financieros devengados hasta la puesta en condiciones de funcionamiento y que hayan sido girados por el proveedor o correspondan a financiación ajena destinada a la adquisición del bien.
Para compensar los gastos financieros devengados se utilizará la cuenta “Incorporación al activo de gastos financieros” (ingreso financiero).
Si la empresa utiliza medios propios para poner en funcionamiento el inmovilizado en curso, se contabilizará, además de en su cuenta correspondientes de gastos, como mayor valor del inmovilizado con abono a la cuenta “Trabajo realizado para el inmovilizado en curso” (ingreso de explotación) del subgrupo 73. Esta cuenta recoge un ahorro para la empresa por no necesitar medios ajenos.
Cuando al adquirir un inmovilizado o posteriormente se entienda necesario unos costes de desmantelamientos, retiros o rehabilitación, se dotará una provisión por este concepto (143) “Provisión por desmantelamiento, retiro o rehabilitación del inmovilizado” (pasivo) con cargo a la cuenta del bien que corresponda y valorándolo al valor actual de las obligaciones asumidas.
El valor inicial de la provisión se imputa a resultado a través de la amortización aún cuando forme parte de un inmovilizado no amortizable como es el terreno.
Además, las actualizaciones posteriores por cambios en la estimación de dicha provisión se incorporarán al valor del inmovilizado.
Una vez que el inmovilizado pueda entrar en funcionamiento se dará de baja a la cuenta del subgrupo 23 correspondiente para dar de alta a la del subgrupo 21. Momento, a partir del cuál, podrá amortizarse con normalidad dicho inmovilizado.

Tal vez también te interese:



martes, febrero 12

Excel de Estado de Cambios de Patrimonio Neto Abreviado (ECPN Abreviado)

ECPN-Abreviado

Como ya hemos hablado en un artículo anterior el objetivo del ECPN es informar acerca del patrimonio neto de una sociedad durante dos años consecutivos sobre la cuantía, su composición y las causas o motivos de su variación.
Las variaciones en el patrimonio neto, que afectan a este Estado son dependientes de las aportaciones de los socios, de los resultados de cada ejercicio (distinguiendo entre el resultado del ejercicio repartible y el resultado total) y de los cambios de correcciones errores o criterios contables.
Se puede presentar en modelo normal o, aquellas empresas que cumplan con los requisitos para el Balance de situación y memorias abreviadas, en el modelo abreviado.
Recordamos que pueden presentar Balance de situación y memoria abrevidas aquellas empresas que durante dos años consecutivos concurran al menos dos de las siguientes circunstancias:
  • Que el total de partidas de activo no supere la cifra de 2.850.000 euros.
  • Que el importe neto de la cifra de negocios no supere los 5.700.000 euros.
  • Que el número medio de trabajadores empleados durante el ejercicio no sea superior a 50.
En este artículo se publica un Excel fácil, cómodo y sencillo de manejar que ayudará a elaborar El Estado de Cambios de Patrimonio Neto en su modelo Abreviado.






martes, febrero 5

Pasos o Fases para la resolución del Modelo de Transporte para la Distribución Comercial

resolucion-modelo-transporte-para-distribucion-comercial
Como ya hemos comentado el modelo de transporte es un clase de programación lineal, de hecho podemos observar en su planteamiento la similitud. También su resolución está basada en el método simple aunque con sus particularidades.
Se trata de un sistema repetitivo que partiendo de un programa base se pretende llegar a un programa óptimo, una vez que se calcula el programa base el método de resolución que nosotros estudiaremos se denomina Stepping Stone.
  1. Sumar las producciones y las demandas para conocer si es necesario una fábrica o un mercado ficticio
  2. Dibujar la tabla sin rellenar las cuadriculas ni de las variables ni de los rendimientos directos
  3. Calcular los rendimientos directos.
  4. Calcular el programa base. Para esto hay dos métodos:
    1. Método de esquina noroeste. Consiste en asignar la máxima cantidad posible a aquella casilla vacía que se encuentre más hacia el noroeste. La máxima cantidad será la menor cantidad entre el total posible de producción y el total posible de demanda de esa casilla.
    2. Método de mínimo coste. Consiste en asignar la máxima cantidad posible a aquella casilla vacía que tenga menor coste, en caso de que el objetivo sea minimizar, o mayor beneficio, en caso de que el objetivo sea maximizar. La máxima cantidad será la menor cantidad entre el total posible de producción y el total posible de demanda de esa casilla.
  5. Comprobar si el programa es degenerado, es decir, si el número de casillas ocupadas = M + N – 1. Si no es degenerado se continúa al paso 6 y si es degenerado se le añade un ε en alguna de las casillas que estén vacías.
NOTA: No se añaden ε a las casillas con rutas imposibles.
  1. Calcular los rendimientos marginales de todas las casillas vacías.
  2. Comprobar si se ha llegado al óptimo. Si se ha llegado se interpreta la solución y en caso contrario se continúa en el paso 8. Para saber si se ha alcanzado el óptimo:
    1. Si el objetivo es minimizar los costes se alcanza el óptimo cuando todos los rendimientos marginales sean positivos o cero.
    2. Si el objetivo es maximizar los beneficios se alcanza el óptimo cuando todos los rendimientos marginales sean negativos o cero.
  3. Se elige la ruta que hay que modificar para mejorar el rendimiento del programa. De forma que:
    1. Si el objetivo es minimizar costes se elegirá aquella ruta cuyo rendimiento marginal es menor de los negativos.
    2. Si el objetivo es maximizar beneficios se elegirá aquella ruta cuyo rendimiento marginal es mayor de los positivos.
  4. Calcular la cantidad de producto que interesa distribuir por la ruta elegida. Para evitar que el programa sea degenerado será necesario vaciar una de las casillas rellenas en esa ruta antes de llenar la casilla elegida. La nueva casilla tendrá el valor menor de la cantidad que sea necesario para vaciar el resto de las casillas de esa ruta.
  5. Realizar una nueva tabla modificando las cantidades de las variables en función de la nueva ruta.