lunes, 2 de julio de 2012

Fuentes de Financiación. Parte II. Financiación externa a corto plazo


Fuentes-de-financiacion.Parte -II.Financiacion -externa-a-corto-plazo
Este tipo de financiación, son los llamados créditos de explotación y consiste en las cantidades que la empresa deja a deber a proveedores, acreedores, bancos, efectos a pagar…por razón de la actividad económica principal de la empresa. Representa el pasivo corrientes, es decir, las obligaciones de pago a corto plazo (un año o menos).

Los instrumentos de financiación externa a c/p más utilizados son:
  • Créditos comerciales de proveedores. Los proveedores son los suministradores de materiales necesarios para la actividad principal de la empresa. Estos créditos surgen como consecuencia del aplazamiento del pago de las compras efectuadas a los proveedores. Dependiendo del sector de actividad puede variar, siendo lo normal 30, 60 o 90 días.

  • Servicio de factoring. Es la venta, por parte de la empresa, de los derechos de cobro sobre clientes a una empresa o intermediario financiero. Este sistema proporciona gran liquidez y evita los riesgos de impago, sin embargo los intereses son elevados y las condiciones exigentes.

  • El descuento comercial o descuento de efectos. Una entidad bancaria adelanta el pago de una letra de cambio a favor de la empresa, evidentemente cobra intereses por ello y no asume el riesgo, de forma que si el efecto no es pagado a su vencimiento el banco se lo reclamará a la empresa.

  • Polizas de créditos  y préstamos. Son concedidos, bajo determinadas condiciones impuestas a la empresa, por las entidades financieras.

    El préstamo bancarios es un contrato mediante el cual una entidad financiera entrega a la empresa una cantidad de dinero previamente pactada, y ésta, a cambio, se compromete a devolver dicho capital más unos intereses prefijados. El prestatario paga intereses por la totalidad de los fondos recibidos, ya que dispone automáticamente de todo el préstamo con independencia del momento en que vaya a utilizar el dinero.

    La línea de crédito o póliza de crédito es un contrato se compromete con la empresa a permitirle disponer de una cantidad de dinero, de acuerdo con sus necesidades, hasta alcanzar un límite acordado. Sólo pagará intereses por las cantidades que haya dispuesto y no por el límite total que se le haya concedido, si bien es frecuente el cobro de una comisión aplicada sobre ese límite total. La empresa, por su parte, se compromete a la devolución de las cantidades de las que ha dispuesto en los plazos establecidos.

  • Otras partidas pendientes de pago. El resto de las cuentas de pasivo corriente como pueden ser cuotas a la Seguridad Social, impuestos a Hacienda Pública, deudas con los trabajadores...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu aportación, siempre desde el respeto, la tolerancia y el buen gusto